Inicio » Pais » En dos años, los intereses de deuda duplicaron su peso respecto de los ingresos

En dos años, los intereses de deuda duplicaron su peso respecto de los ingresos

La toma de deuda ha sido una de las características que ha marcado la política económica del gobierno de Cambiemos.

En especial en 2018, a partir del acuerdo con el FMI que buscó frenar la crisis cambiaria y acomodar las cuentas, se apeló fuerte al crédito externo.

Esto, sumado a la caída de los ingresos –en términos reales– por la baja de la actividad, está generando que el pago de los intereses esté comprometiendo una porción cada vez más grande de lo que el Estado recauda.

Un informe del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf) concluye que los intereses netos en el primer cuatrimestre de este año representaron el 20,2 por ciento de los recursos tributarios nacionales. En igual periodo de 2017, habían significado el 10,3 por ciento; es decir, casi la mitad.

“Al cabo de dos años, los intereses netos de deuda duplicaron su importancia relativa en términos de los recursos tributarios”, dice el estudio firmado por el economista Nadin Argañaraz, titular del Iaraf.

El aumento en términos relativos ya se había comenzado a manifestar en los primeros cuatro meses de 2018, cuando representaron el 13,8 por ciento.

El estudio dice que los intereses de la deuda externa también fueron ganando importancia en la estructura del gasto nacional. Según el Iaraf, pasaron de ser equivalentes al ocho por ciento del gasto en el primer cuatrimestre de 2017, a significar el 15,2 por ciento en los primeros cuatro meses de 2019. “Casi se duplicó en relación con el gasto total”, dice el estudio.

El Iaraf explica que hasta abril ya hubo un crecimiento real (descontada la inflación) de los intereses de deuda por octavo mes consecutivo, lo que “alteró la estructura del gasto total”.

Así, el esfuerzo que el Ministerio de Finanzas a cargo de Nicolás Dujovne está haciendo para achicar el gasto primario (erogaciones sin contar el pago de deuda) “se ve condicionado por la performance de los intereses”. El estudio dice que esto determina que, finalmente, “el superávit fiscal primario obtenido no resulte suficiente para financiar las obligaciones crecientes de la deuda”.

Efectivamente, en abril, los números macro de la economía nacional mostraron que se alcanzó un resultado fiscal primario positivo de 499 millones de pesos, consolidando un superávit primario en el primer cuatrimestre del año de 10.846 millones de pesos.

En ese mes, los recursos totales crecieron un 43,8 por ciento respecto del mismo periodo de 2018, mientras que el gasto primario avanzó sólo un 36,2 por ciento.En lo que respecta a los componentes de gasto primario, en abril, por primera vez en lo que va del año, se evidenció una caída –en términos reales– de todas las principales partidas.

Lideró esta baja el rubro “Transferencias Corrientes a Provincias”, que cayó un 30,9 por ciento respecto del mismo mes del año previo, según el Iaraf.

Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda. (La Voz / Archivo)