Inicio » 2019 » septiembre » 21

Archivos diarios: 21 septiembre, 2019

Negri salió al cruce de los dichos de Cristina sobre el endeudamiento

El diputado nacional Mario Raúl Negri salió al cruce este sábado de los dichos que expresó la expresidenta Cristina Fernández sobre el endeudamiento del país, durante un multitudinario acto de presentación de su libro Sinceramente en La Matanza, provincia de Buenos Aires. El FMI y la Cola Cola, en las 10 definiciones de Cristina Fernández “Tengo el registro de un Raúl Alfonsín viniendo en la democracia y poniéndole un punto final, un nunca más a los golpes militares. Yo creo que este Gobierno tiene que hacer algo para ponerle un punto final al endeudamiento de la Argentina", dijo la candidata a vicepresidenta por el Frente de Todos. El endeudamiento y el hambre me resultan algo intolerable e insoportable realmente. No puede ser posible que un país de las características de Argentina estemos siempre en la misma situación, como el cangrejo, volviendo para atrás. pic.twitter.com/Z2vLzaU2nb — Cristina Kirchner (@CFKArgentina) September 21, 2019 A raíz de esto, Negri le remarcó, a través de una publicación en su cuenta de Twitter, que "sería muy bueno no tener que endeudar al país, pero debe recordar que su gobierno fue el que más aumentó la deuda pública: u$s 110 mil millones y teniendo superávit". CFK: “Yo creo que este gobierno debe hacer algo para ponerle un punto final al endeudamiento de la Argentina”. Sería muy bueno no tener que endeudar al país, pero debe recordar que su gobierno fue el que más aumentó la deuda pública: u$s 110 mil millones y teniendo superávit. — Mario Raúl Negri (@marioraulnegri) September 21, 2019 (@CFKArgentina/Twitter)

Leer más »

Pichetto afirmó que «hay mucha gente repensando su voto» de cara a las elecciones generales

El candidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio, Miguel Ángel Pichetto, afirmó este sábado que el mensaje del oficialismo "tiene que ir hacia la clase media y el mundo del trabajo", y estimó además que "hay mucha gente" que se encuentra "repensando su voto" de cara a las elecciones generales del próximo 27 de octubre. "El país que quiere el presidente (Mauricio) Macri tiene que estar integrado al mundo, abierto a las exportaciones porque eso es lo que genera empleo. Por eso, con nuestro mensaje debemos llegar a la clase media y al mundo del trabajo", señaló Pichetto durante una actividad de campaña en la localidad de Venado Tuerto, en Santa Fe, informó Télam. Pichetto ratificó que "el compromiso" del jefe de Estado es "llevar las retenciones a la baja y trabajar cuerpo a cuerpo con los sectores de la producción", según un comunicado difundido por su oficina de prensa. "La elección que viene es distinta. Hay mucha gente repensando su voto, preocupada por los diferentes eventos que se están sucediendo, como el accionar de los piqueteros en la calle que se han empoderado después del 11 de Agosto (cuando se celebraron las Paso). Es fundamental sostener una propuesta racional, equilibrada para sostener la vida democrática", subrayó el legislador rionegrino. GRACIAS VENADO TUERTO. pic.twitter.com/iZ04A367ru — Miguel Ángel Pichetto (@MiguelPichetto) September 21, 2019 Pichetto estuvo acompañado durante su recorrida por Venado Tuerto por el candidato a diputado nacional Federico Angelini, los concejales Viviana Downes y Francisco Paris, el intendente de Rufino, Natalio Lattanzi y el presidente de la comuna de Diego de Alvear, Enrique Sagardia. "El Estado Nacional no puede sostener una estructura de planes para siempre, todo el tiempo, ya que es un esquema que consolida y estratifica la pobreza. Hay que apoyar en situaciones de emergencia por un período determinado, después la gente tiene que salir a buscar trabajo y dignidad. Hay que dar este debate seriamente", sostuvo. No obstante, el dirigente peronista que se sumó a las filas del oficialismo reconoció que "hubo problemas económicos y que el aumento de la tarifa eléctrica pegó duro" en la economía de los argentinos, pero explicó que esos incrementos fueron "necesarios para recuperar un proyecto energético en el país", publicó Télam. "Lo que viene es una etapa distinta y que hay que explicarla para que la gente la entienda bien. No se van a volver a repetir esquemas de ajuste. El futuro nos demanda crecer en la economía y en el trabajo", puntualizó. (Twitter / @MiguelPichetto) (Twitter / @MiguelPichetto)

Leer más »

Videojuegos: contra el reino de Hollywood y Fifa

En pleno estadio Arthur Ash de Nueva York, ahí donde Juan Martín del Potro levantó el trofeo del US Open en 2009, ahora varias pantallas reflejan la final del Mundial de Fortnite . Ante más de 20 mil personas, un argentino de 13 años quedó en el quinto lugar y embolsó un premio de 900 mil dólares. Thiago Lapp, alias “K1ng”, vuelve a poner en escena en nuestro país a los deportes electrónicos o eSports, una industria que crece a pasos agigantados. Lo que diferencia a un videojuego convencional de un eSport es justamente todo aquello que lo une a cualquier competencia deportiva que conocemos. Hay torneos, premios en efectivo, equipos, jugadores profesionales, transmisiones televisivas o vía streaming, audiencia y sponsoreo. Se juegan en diferentes plataformas, desde una computadora hasta un celular o una consola. “Primero los juegos empiezan a disfrutarse en la casa de cada uno, en las diferentes plataformas. Luego viene la era donde se disfrutan más on line, por las mejores opciones que hay por estar conectado a una nube y descargar contenido”, empieza explicando a La Voz Walter Costabel, director de LocalStrike (LS) y uno de los creadores de Argentina Game Show. “El siguiente paso –continúa– es interactuar con otras personas, desde amigos o gente de todo el mundo. Y por último, para hacerlo más atractivo se pone a competir a todas esas personas que están disfrutando del juego en un mismo servidor. Eso trae aparejado que cuanto más tiempo jugás, más posibilidades tenés de mejorar y destacarte. Eso genera que inviertas mucho más en el juego, dinero para adquirir accesorios y mejorar a tu personaje de fantasía. Mientras mejor quieras jugar, más vas a gastar”. La industria de los deportes electrónicos ya es una realidad afianzada en diferentes partes del mundo, sobre todo en Estados Unidos y en Asia. Para 2019 se esperan ganancias por más de mil millones de dólares, según la consultora especializada NeoZoo. Ese número hace que supere con creces a las industrias del cine y de la música, pese a que esta última se viene recuperando gracias a plataformas como Spotify. Lo que hace que esa cifra sea tan importante es, sobre todo, el dinero que viene del esponsoreo y de los derechos de televisión, que arrojan más de 700 millones de dólares. Cómo se gana dinero Parte importante de este mundo de los eSports son las empresas desarrolladoras y los jugadores. El juego Fortnite, por ejemplo, es obra de la compañía estadounidense de videojuegos Epic Games, la misma que organiza el Mundial cada año. Valve Corporation tiene al Dota 2, uno de los juegos más populares y que más dinero reparte. También está el League of Legends, propiedad de Riot Games, cuyo campeonato llamado The International, se está desarrollando en estos días. Por su parte, los jugadores o gamers tienen tres formas de ganar dinero. La primera es convertirse en profesionales sumándose a un equipo. Cada eSport tiene diferentes clubes que contratan a los mejores y les pagan un salario mensual o anual. Esos vínculos se mantienen en secreto, pero hay cifras que sorprenden y demuestran lo importante de la industria. Los mejores pagos son los jugadores del Dota 2, con ganancias promedio que superan los tres millones de dólares anuales. Los que más ganan en el League Of Legends, por ejemplo, superan el millón de dólares. Luego, el resto ronda entre los 200 mil y 900 mil dólares al año. Otra de las formas de lograr ingresos siendo gamer es ganando torneos. Actualmente, los principales eventos alrededor del mundo reparten más dinero que muchos de los campeonatos deportivos convencionales más importantes. El Mundial de Fortnite, The International y la League of Legends Championship Series, entre otras, reparten en promedio unos 30 millones de dólares. El ganador del Fortnite obtuvo tres millones de dólares, apenas uno menos que toda la selección femenina de fútbol de Estados Unidos que se coronó este año en el Mundial de Francia. También superó a lo que recibe el ganador de Wimbledon (2,78 millones de dólares) y estuvo cerca de lo que recibirá el del US Open (3,85 millones). Igualmente, todavía no se acercan a los certámenes más relevantes como el Mundial de fútbol, que repartió 400 millones de dólares, de los cuales 38 fueron al campeón. “Va a ser difícil superar a los deportes tradicionales en el corto plazo, como el fútbol, el tenis, la fórmula 1 o el fútbol americano. Pero –dice Costabel– si lo comparamos con muchísimas otras disciplinas, estamos muy por encima. No sólo en el dinero que se entrega en premios sino en la cantidad de participantes y en la audiencia que los sigue. El Mundial del Fortnite dejó en evidencia que dejamos muy atrás a gran cantidad de deportes en cuanto al público”. En ese sentido, el de las audiencias, la consultora NeoZoo aporta datos relevantes a la hora de entender quiénes son las personas que se sienten atraídas por este tipo de contenidos. Para este año se prevé una audiencia de 445 millones de personas, entre los espectadores ocasionales y los admiradores entusiastas. Será un 12 por ciento más que en 2018. Eso permite la venta de publicidad en las transmisiones y sumar una fuente de ingresos más a la industria. Este año se estiman unos 190 millones de dólares en ese rubro. La tercera forma en la que los gamers pueden ganar dinero a través de los deportes electrónicos es el esponsoreo y el streaming. El primero hace referencia a los derechos de imagen de los jugadores, la publicidad que llevan en sus camisetas y su presencia en redes, entre otras. A la mayoría de los profesionales les genera mucho más dinero el patrocinio que el salario bruto que reciben por parte de los equipos. Ese mismo esponsoreo es el que aparece en los diferentes torneos, aportando sumas significativas a las empresas dueñas de los juegos y a las que organizan dichos eventos. El streaming es otra vía que encontraron los mejores jugadores del mundo para hacerse un dinero extra. Muchas personas están dispuestas a través de diferentes plataformas a observar cómo se desenvuelve en algún eSport. A través de las suscripciones, esos gamers reciben dinero, que puede elevarse hasta 3,5 dólares por cada una. Entre las más importantes están Youtube y Twich, el lugar por excelencia de los deportes electrónicos. Nuevos empleos La industria de los eSports ha dado lugar a la creación de diferentes profesiones o empleos que actualmente permiten que miles de personas puedan vivir de ellos. “No hablo sólo de los jugadores profesionales. Podés ser relator (caster), comentarista, organizador, árbitro, mánager, entrenador. Hay muchas profesiones que surgen alrededor de los videojuegos. En Argentina hay mucha gente que vive de esto. Hay equipos enteros, jugadores, relatores. Es su trabajo, como cualquier otro”, aseguró Costabel. El jugador profesional debe cuidarse y seguir un estricto entrenamiento para cumplir los estándares de rendimiento que requieren quienes los contratan. La imagen de joven pasando horas y horas frente al televisor, sin comer o sin realizar actividad física, se aleja mucho de la realidad que hoy viven quienes se dedican tiempo completo a los eSports. “El deportista electrónico podría compararse con el de un piloto de carreras”, contó Mauricio Navajas, presidente de la Asociación de Desarrolladores de Videojuegos de Argentina. “Aunque ambos estén sentados, deben estar muy bien físicamente. Deben tener habilidades como rapidez, versatilidad, dinámica. Además de las capacidades mentales que requiere el juego. Tienen su tiempo de esparcimiento y de entrenamiento”. Mariano Bourgeois, tesorero y abogado de la Asociación de Deportes Electrónicos de Argentina (Deva), sostuvo que “los eSports proyectan una amplia variedad de habilidades en los jugadores: desde asumir posición de líderes hasta trabajo en equipo, ágil toma de decisiones, el desarrollo de otras lenguas, lograr un exitoso acompañamiento por profesionales o desarrollar resiliencia a situaciones complejas”. El abogado sostiene que los eSports “son un deporte. Ya no se plantea el interrogante en la comunidad de videojuegos. La brecha generacional es la primera barrera por sobrepasar para generar la tolerancia necesaria entre padres e hijos que quieren desarrollarse como deportistas electrónicos”. La multitud jugadora En nuestro país, la industria está en pleno crecimiento y ya dio varios pasos hacia adelante. Si bien no hay datos oficiales, se calcula que hay un millón de jugadores de Fortnite, 500 mil de Apex Legends, 400 mil de Fifa y PES, 250 mil de League of Legends y Clash Royale, 100 mil de Counter Strike y 50 mil de Dota 2 y Hearthstone. Y un número indeterminado, aunque alto, de chicos y chicas que juegan a Call of Duty y Minecraft, entre otros. “Hay muchos jugadores profesionales que se formaron acá y están logrando cosas a nivel internacional. Hubo una decisión en el país de darles oportunidades para que puedan destacarse afuera. Todavía falta mucho. Necesitamos mucho más apoyo de marcas y ahora el Estado se está involucrando mucho más. En poco tiempo, estaremos un escalón más arriba que hoy”, sostuvo Walter Costabel. En cuanto al marco legal que rodea a estos jugadores profesionales en Argentina, todavía hay muchos grises. No existen los contratos propiamente dichos como pueden llegar a tener los futbolistas. “Los contratos que se realizan por lo general son de prestación de servicios o de auspicio. No es un vínculo de jugador profesional, como pasa por ejemplo en el fútbol. Todavía no hay un marco legal que indique que yo soy un jugador profesional que cuenta con beneficios como un seguro de salud o aportes jubilatorios. En Argentina, la mayoría son monotributistas porque están prestando un servicio”, contó Costabel. En cuanto al presente del sector en Argentina, Nicolás Crespo de Deva aseguró que todas las partes involucradas en el proceso de desarrollo y crecimiento necesitan trabajar juntas. “Todas son partes esenciales del ecosistema de eSports. Me refiero a los agentes presentes que convierten a esta disciplina en una de las más interesantes para grandes y pequeñas empresas que buscan llegar a un público joven”, afirmó. “Pero aún –agrega Crespo– falta inversión y confianza en el sector. El agente más importante de este ecosistema es sin lugar a dudas el desarrollador. El creador del juego que plantea una propuesta competitiva a la comunidad de videojuegos y con ello suma nuevo público o afianza el existente”. Tres claves monetarias para los jugadores El origen del dinero que se mueve en la industria. Un equipo. Una forma de ganar dinero es pasar a integrar un equipo. Cada eSport forma clubes, que contratan a los mejores jugadores. Los torneos. Las competencias internacionales de eSports están comenzando a repartir más dinero que los deportes convencionales. Tener público. Conseguir sponsors y transmitir las competencias vía streaming, para ser visto por un público numeroso, es otra de las formas de monetizar. Show. La gran final del Mundial de Fortnite, que se jugó en el estadio Arthur Ashe de Nueva York, reunió a 30 mil espectadores en agosto. (AP/Archivo)

Leer más »

Los 10 “eSports” con los premios más millonarios

El sitio The eSports Observer es de los más prestigiosos en la escena gamer y es el que accedió a cifras verificadas de premios que dieron los eSports en competencias oficiales en 2018. A partir de ese estudio, trazó el ranking de los 10 eSports que más premios pagaron teniendo en cuenta las competencias on line y presenciales que organizaron. Un clásico al final de la lista En ese listado figura 10º el Call Of Duty WWI, con una “bolsa” de 4,7 millones de dólares. Este juego es un shooter en primera persona ambientado en los conflictos de la Segunda Guerra Mundial. Luego, con más de seis millones de dólares entregados, vienen Starcraft II (de estrategia en tiempo real que se juega en equipos), Hearthstone (juego de cartas que enfrenta a dos oponentes), Heroes of the Storm (juego de acción y estrategia en el que se enfrentan dos equipos de cinco jugadores cada uno) y Overwatch (shooter en primera persona con muchas variantes de modos de juego). El quinto juego en el escalafón fue el PlayerUnknown’s Battlegrounds (Pubg), con 6,73 millones de dólares. Es el juego que instaló el modo competitivo de los Battle Royale: 100 jugadores en una “isla” hasta que quede un sobreviviente. Es de acción en tercera persona, como Fortnite. Cuarto fue League of Legends (LoL), el juego que llena estadios en Asia. LoL pone en escena equipos de cinco jugadores que tratan de tomar la posición del adversario y defienden, al mismo tiempo, la suya. Cada jugador maneja un personaje que tiene ciertos poderes que le permiten cumplir los objetivos. El juego se ve como desde “el techo” y eso genera una visión panorámica que permite apreciar los mapas en los que se dan los combates. LoL pagó más de 10 millones de dólares. Fortnite fue tercero, con más de 20 millones de dólares. El segundo puesto lo obtuvo Counter Strike, shooter en primera persona para jugar de manera individual y cooperativa, que dio 22 millones de dólares a sus jugadores. Arena de millones El juego que más premios dio en eSports en 2018 fue el DOTA 2, con 41 millones de dólares. DOTA 2 es un “Moba”, como LOL. Moba significa “multiplayer online battle arena”, en el que un determinado número de jugadores se enfrenta en un escenario de competencia (una arena) on line para una batalla con personajes que tienen la capacidad de atacar y defender posiciones. Como Fortnite, se descarga gratis en PC. La gran competencia mundial de DOTA 2 se llevó a cabo a fines de agosto en Shangái, China. Se la conoce como The International. Allí se enfrentaron los mejores equipos de competidores del mundo, y el equipo OG se coronó campeón y se llevó un premio de 15 millones de dólares. La competencia The International es la que más millones reparte en todo el planeta. Este año dio premios por 34 millones de dólares, superando al Fortnite. Cuáles son las claves del éxito mundial del “Fortnite” ¿Qué es “Fortnite”? Es el videojuego más jugado en consolas: las Playstation, Xbox y Nintendo Switch. También en PC de todo tipo. Se juega sí o sí de manera on line. Se descarga de manera gratuita. Tiene un aspecto caricaturesco y forma parte de los títulos agrupados en el género Battle Royale, que propone a los jugadores eliminarse entre sí hasta que quede solamente uno. Fortnite, en particular, reúne a 100 jugadores al mismo tiempo en una isla. Con su dinámica en tercera persona (que permite ver al personaje que se maneja), combina los disparos (propios de un juego del estilo shooter) y la construcción de fortalezas para evitar ser eliminado. ¿Es violento? En el mundo de los videojuegos no es considerado “violento”. Si bien la dinámica del juego es eliminar adversarios, las animaciones de esos combates no son particularmente violentas. No tiene sangre ni elementos visuales que expliciten violencia. ¿Quiénes lo pueden jugar? Mayores de 13 años, según la recomendación de la empresa que lo desarrolla, Epic Games. ¿Por qué es furor? Que sea gratuito es un factor. La dinámica del juego, de simple aprendizaje, es otro. Con unos pocos minutos, el gamer puede sostener una partida sin frustrarse. Lo juegan en su mayoría adolescentes que, aseguran, encuentran en las partidas una dinámica de socialización on line con otros jugadores. Otro “encanto” de Fortnite es que es un juego que entretiene mirándolo. Generan pasiones la dinámica de combinación entre ataque y defensa y la creatividad con los elementos disponibles para aplicar estrategias. Los streamers de Fortnite son tan reconocidos como quienes compiten en el juego. El juego recibe actualizaciones periódicas, llamadas temporadas, que van variando los desafíos en cada partida, como para que en cada una de esas partidas no sea sólo ser el último sobreviviente. Se puede jugar en equipos de dos o de cuatro o más jugadores, según las particularidades que ofrezca cada temporada (actualmente está en la 10ª). Cambian las armas, los enclaves de la acción y los elementos manipulables en el escenario. ¿Cómo llegó a ser “eSports”? No todos los juegos tienen la jugabilidad para transformarse en un eSports masivo. Fortnite lo consiguió gracias a que elevó sus mecánicas de juego más allá de su gran virtud: el juego casual. El modo competitivo de Fortnite es el que promueve el talento. El talento de quienes con justeza aplican ataques y defensas. ¿Por qué hace gastar dinero en el juego si es gratis? Fortnite tiene una moneda propia a través de la cual se pueden adquirir skins (piel o apariencia) que cambian el aspecto de los personajes. El cambiante podio de los videojuegos En la plataforma de streaming Twitch, de Amazon, una de las más populares del mundo de los eSports, Fortnite ya perdió el primer lugar. Según estadísticas de los últimos días, hoy ese trono corresponde a World of Warcraft, juego recién actualizado, seguido por League of Legends y por Just Chatting. Fortnite está cuarto. Número 1. El juego DOTA 2 es el que más premios otorga a los jugadores profesionales. Clásico juvenil. El Counter Strike, un juego de los denominados "shooters", sigue siendo de los más populares en el planeta. Sensación. El "Fortnite" marcó una nueva era en los juegos globales.

Leer más »