Inicio » Pais » Al gobierno de Fernández aún le queda definir casi el 24% de sus nombres

Al gobierno de Fernández aún le queda definir casi el 24% de sus nombres

El viernes pasado, el gobierno de Alberto Fernández cumplió su primer mes al frente del país. Hasta ese día, llevaba completado el 76 por ciento de la gigantesca estructura que significa la administración pública nacional.

Según un relevamiento de La Voz, hay 349 cargos (ministerios, secretarías, subsecretarías y administraciones desconcentradas). Hasta ayer, 266 tenían nombre y 83 esperaban designaciones: casi el 24 por ciento.

El número surge del contraste del esquema oficial (disponible en la web) contra consultas propias, revisión del Boletín Oficial y publicaciones periodísticas.

No se contaron para esta nota los 149 organismos descentralizados, sociedades del Estado y otros entres, como YPF (dependiente del Ministerio de Desarrollo Productivo) o la Fábrica Argentina de Aviones (de Defensa).

El relevamiento muestra que, en algunos casos como el del Ministerio del Interior, a cargo de Eduardo “Wado” de Pedro; el de Salud, dirigido por Ginés González García, o el de Educación, de Nicolás Trotta, las plantillas están completas desde hace semanas.

Pero, en otros, como el Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat, que conduce María Eugenia Bielsa, apenas hay un par de nombres (no oficiales) y hasta el contacto de prensa es un misterio.

El nuevo gobierno diagramó su administración con 21 ministerios (incluida la Jefatura). Todos fueron presentados por Fernández el pasado 6 de diciembre.

Luego, llegó el turno de las secretarías y subsecretarías, en las que suelen ubicarse los técnicos que van a manejar la letra chica.

Allí aparecen nombres conocidos por pasos en otros gobiernos (como Gustavo Béliz, secretario de Asuntos Estratégicos en Presidencia; Daniel Filmus, secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur en Cancillería, o Emilio Pérsico, en la Secretaría de Economía Social del Ministerio de Desarrollo Social).

Género

Cuando se anunció el nuevo gabinete, se puso el foco en la cantidad de ministros hombres: eran 17, contra cuatro mujeres. Eso era casi el 81 por ciento de los funcionarios de primera línea.

Sin embargo, cuando se analiza la estructura más profunda de la “orgánica” nacional, los números se acercan a una distribución más justa en relación con la paridad de género.

Por ejemplo, hasta el fin de semana, había 49 hombres designados en secretarías contra 27 mujeres. En el caso de las subsecretarías, los hombres llegaban a 75 y las mujeres sumaban 50. Mientras, en el resto de los cargos (jefes de asesores, directores, etcétera), los hombres eran 28 y las mujeres, 16.

Sumados todos los cargos, el Gobierno nacional tiene hasta hoy 169 hombres y 97 mujeres. En porcentaje, eso significa un 63,5 por ciento para los varones y un 37,5 para las mujeres.

Hay algunos casos especiales, como el del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, en los que en ninguno de los cargos (dos secretarías y seis subsecretarías) hay hombres.

Otros casos, como el de Educación, muestra mayoría de mujeres: Trotta designó a nueve (contra siete varones).

En cambio, en el Ministerio de Agricultura, Luis Basterra no designó mujeres en ninguna de sus tres secretarías ni en las siete subsecretarías, y sólo aparece el nombre de Diana Guillén como jefa de gabinete.

Descentralizados

Entre los 84 organismos de “administración desconcentrada”, hay 30 que buscan titulares. De ellos se destacan algunos institutos que necesitan un director.

Por ejemplo, en el Ministerio de Cultura, que dirigirá Tristán Bauer. Tiene siete institutos nacionales dedicados a diferentes temáticas: el Sanmartiniano, el Yrigoyeniano, el Belgraniano, el de Investigaciones Históricas “Juan Manuel de Rosas”, el Browniano, el Newberyano y el de Investigaciones Históricas “Eva Perón”.

Lo de Bauer no termina ahí: necesita a alguien que dirija la Casa Creativa del Sur (“Un laboratorio de creación contemporánea e interdisciplinaria, en el que se promoverán la investigación, la producción, la formación y la difusión de proyectos vinculados con los distintos sectores de las industrias culturales y creativas tanto de nuestro país como de la región”, dice la explicación del Ministerio).

Bauer no está solo en la búsqueda. Mario Meoni, en Transporte, tiene que definir quién se hará cargo de la Unidad Ejecutora del Soterramiento de la Línea Sarmiento; y Ginés García (Salud), del Instituto Nacional de Medicina Tropical.

Dentro de los que sí tienen nombres, aparecen los de Carlos Zannini (a cargo de la Procuración del Tesoro, que responde a la Presidencia) y del periodista Hernán Brienza (a cargo del Instituto Nacional de Capacitación Política, del Ministerio del Interior).

Córdoba, con tres secretarios de Estado

Con la designación de Cecilia Merchán como secretaria de Políticas de Igualdad y Diversidad, el pasado miércoles, ya son cinco los cordobeses que forman parte del gobierno de Alberto Fernández

Tres son secretarios de Estado: además de Merchán, aparecen Walter Saieg y Martín Gill.

Luego, están Gabriel Bermúdez (subsecretario) y Martín Fresneda, en el Senado de la Nación.

Saieg es secretario de la Gestión de Transporte, mientras que Bermúdez ocupa la titularidad de la Subsecretaría de Transporte Automotor.

Gill, por su parte, es secretario de Obras Públicas de la Nación. El intendente de Villa María acaba de dejar su cargo (con licencia por seis meses). Aún no fue designado oficialmente.

Mientras tanto, el quinto cordobés de la lista es Fresneda. El exlegislador cordobés fue nombrado director del Observatorio de Derechos Humanos de la Nación.

Desarrollo Territorial y Hábitat, un misterio

Apenas se conocieron los nuevos ministros, el jefe de prensa de Alberto Fernández distribuyó a los medios del país una lista con nombres y teléfonos de los voceros ministeriales. Con una excepción: la ministra de Desarrollo Territorial y Hábitat, María Eugenia Bielsa, de quien sólo se daba una casilla de e-mail.

La Voz consultó a varios voceros de diferentes carteras para chequear nombres y designaciones en otros ministerios. Y también envió un correo electrónico al de Bielsa. El correo fue respondido con una nueva dirección, al que también se consultó. Hasta ayer, no hubo respuesta.

Y es que el Ministerio de Bielsa es el único, en el organigrama oficial, que no tiene ningún nombre en secretarías o subsecretarías. Apenas un par de datos periodísticos (Silvia Savoni sería la titular de Coordinación), pero no mucho más.

La cartera tiene cuatro secretarías, seis subsecretarías y un gabinete de asesores.

Las 5 claves: Conformación

Presidencia. Tiene a su cargo cuatro secretarías, nueve subsecretarías, la Casa Militar y la Procuración General del Tesoro.

Ministerios. Son 21 en total (contando a la Jefatura, a cargo de Cafiero), con 17 hombres y cuatro mujeres en los cargos.

Secretarías. Según el último relevamiento, el Gobierno nacional tendrá 84 secretarías. Aún faltan definir ocho nombres.

Subsecretarías. Hasta el fin de semana, había en el organigrama 169, con 44 que todavía no tenían responsables a cargo.

Organismos desconcentrados. Dependen de los ministerios, y en su mayoría son ocupados por asesores y técnicos.

Gabinete. El pasado 6 de diciembre, Fernández presentó su gabinete: hubo ministros y secretarios. (Télam)