Inicio » Pais » Deshielo con la Rosada, con “todos los temas” en análisis

Deshielo con la Rosada, con “todos los temas” en análisis

Con una charla de algo más de dos horas en la que se abordaron “todos los temas”, y que incluyó un almuerzo en el despacho del ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, quedó formalmente iniciado el proceso de deshielo institucional entre el Gobierno nacional y la administración provincial cordobesa.

El gobernador Juan Schiaretti estuvo cara a cara con De Pedro en lo que fue la audiencia más extensa que concedió el titular de la cartera política nacional a un mandatario provincial desde que está en el cargo. “Lo dejamos para el final, pero hasta le dimos de comer”, bromearon en Casa Rosada buscando minimizar el hecho de que el cordobés fue uno de los últimos en tener una audiencia formal en Casa de Gobierno desde la asunción de Alberto Fernández.

Según las fuentes consultadas, no se habló en el encuentro de ayer de las rispideces electorales entre Fernández y Schiaretti provocadas por la postura neutral del gobernador en la última elección.

A la misma hora que se produjo el encuentro, y muy cerca del despacho de Interior, el Presidente llevó adelante su agenda en Casa Rosada. No hubo encuentro ni saludo entre el jefe del Panal y el titular de la Rosada. “Nunca estuvo en los planes”, acotaron fuentes nacionales.

Schiaretti y De Pedro catalogaron la reunión como “muy positiva”, dado que no hubo ningún punto de discordia sobre el que se hayan visto reparos para no avanzar de uno y de otro lado.

En el seno del Gobierno nacional entienden que hay una relación personal “muy buena y muy fluida” entre “el Gringo” y el ministro. “Se entienden muy bien y se seguirá así, con un diálogo aceitado”, dijo un funcionario nacional a La Voz. “‘Wado’ tiene el teléfono abierto las 24 horas para Schiaretti”, agregó.

Ambos ya habían cruzado algunas palabras en un aparte informal que tuvieron a finales de diciembre cuando se firmó la última adenda del Consenso Fiscal. Además, Schiaretti había realizado algunas observaciones sobre ese Pacto Fiscal, que fueron valoradas y tenidas en cuenta por De Pedro.

“Fue una buena y cordial reunión con el ministro ‘Wado’ De Pedro, donde repasamos todos los temas de la agenda bilateral entre la Nación y la Provincia”, afirmó el gobernador vía Twitter.

En línea con lo expresado por Schiaretti, desde Interior aseguraron que tras este puntapié inicial el avance sobre los temas de gestión será seguido por los ministros de cada área.

La intención es “ir dándole las soluciones que correspondan en los próximos días y semanas”, completó Schiaretti.

Necesidades sobre la mesa

Aunque tanto desde la Provincia como desde Nación se evitó dar detalles de lo conversado, se informó que el apartado Caja de Jubilaciones fue uno de los temas principales en la mesa.

“Todos los gobernadores con cajas provinciales plantean la misma preocupación sobre el financiamiento”, comentaron desde el entorno de De Pedro.

Para Schiaretti, asegurarse el drenaje de casi 16 mil millones de pesos para 2020 desde Anses es crucial. El Gobierno nacional aún no ha opinado públicamente sobre ese compromiso, lo que enciende alarmas en el Panal.

“Se habló de todo. Del déficit de la Caja, de la deuda por obras nacionales. Los temas relevantes fueron abordados. Fue una primera reunión que ahora disparará otras con presencia de ministros”, comentó una fuente provincial.

El primero de esos contactos se dará hoy entre el ministro de Desarrollo Social, Carlos Massei, y su par nacional Daniel Arroyo. El tema: la instrumentación en Córdoba de la tarjeta alimentaria.

Preocupaciones de “Wado”

Según pudo reconstruir este medio, el ministro le preguntó a Schiaretti sobre la realidad productiva provincial, particularmente sobre los sectores automotor y metalmecánico. Hay preocupación oficial por los empleos, dado que ambos sectores vienen con una capacidad ociosa del 50% desde hace dos años. Y se planteó el interés por impulsar las exportaciones de autos.

También De Pedro hizo un apartado con consultas sobre el presente del campo cordobés. El diálogo giró en torno a la preocupación del Gobierno nacional tras las protestas que tuvieron lugar en Córdoba y Santa Fe.

Al funcionario nacional le preocupa la posibilidad de que el sector agropecuario escale en su plan de protestas por la suba de retenciones.

También dialogaron sobre cómo ven ambos, de acuerdo a la información con la que cuentan, las perspectivas de la cosecha 2020.

El Gobierno necesita que la actividad del sector no caiga por dos motivos centrales: el ingreso de divisas para pagar la deuda y que se gatillen las retenciones para atender el déficit fiscal.

Contacto con Máximo K

Antes de retirarse de la reunión con el ministro Eduardo de Pedro, el gobernador Juan Schiaretti mantuvo ayer un contacto con el diputado nacional Máximo Kirchner.

El mandatario provincial y el jefe de la bancada del Frente de Todos en la Cámara de Diputados dialogaron unos 10 minutos, según confirmaron fuentes del Panal.

De acuerdo a los informantes, el hijo de la vicepresidenta Cristina Fernández y el titular del Panal conversaron sobre la realidad cordobesa. “Fue un diálogo informal en el que se habló del presente de la provincia”, comentaron a La Voz.

Máximo fue hombre clave en negociar con los diputados que le responden a Schiaretti la presencia en el recinto para habilitar la sesión que luego concluyó con la sanción de la megaemergencia económica que impulsó el presidente Alberto Fernández.

Los pendientes de la Nación con Córdoba

Fondos para la Caja, deuda y avales para nuevas obras.

Caja de Jubilaciones. La Provincia estimó y presupuestó para 2020 un flujo de 16 mil millones de pesos de transferencias de la Anses a la Caja de Jubilaciones provincial. Se trata del acuerdo firmado con la Nación, que se compromete a financiar una parte del déficit que generan los compromisos con los pasivos. Además, el próximo lunes vencen compromisos de la Nación a la Provincia en esa materia por dos mil millones de pesos (saldo de la actualización del acuerdo 2018, última cuota del de 2019 y la primera del presente año). Deudas en obras. La administración macrista dejó pendientes económicos por obras en la provincia que se comprometió a realizar, pero que se terminaron haciendo con recursos del Estado cordobés. Según la última actualización, se trata de un saldo de cerca de 10 mil millones de pesos. Aval financiero. La Provincia también requiere para lograr el desembolso de financiamiento de obra pública de la firma de avales por parte de la Nación. Es el caso de la construcción de la autovía 38. Esa obra tiene asignado un crédito de la Corporación Andina de Fomento por 75 millones de dólares, pero falta la aprobación de la Casa Rosada. En el Panal confían que la administración de Fernández no pondrá trabas para endeudamiento para obras.

Comida en la Rosada. Bife con ensalada, postre y café. Ese fue el menú que saborearon De Pedro y Schiaretti en el almuerzo compartido ayer. (Presidencia)